Unidad 1 – Acordes de séptima diatónicos

cicletoComo ya expusimos en la Unidad 10 del curso I de Armonía, por acorde de séptima entendemos un acorde de cuatro sonidos construido mediante la superposición sucesiva de terceras a partir de un sonido fundamental.

Si hasta ahora hemos empleado únicamente los acordes de séptima sobre el V grado (séptimas de dominante), a partir de esta unidad iremos conociendo el empleo de los acordes de séptima construidos sobre cualquier otro grado de la escala.

Morfología de los acordes de séptima

Al igual que con los acordes de tríada, podemos construir un acorde de séptima sobre cualquier grado de la escala (incluimos la subtónica o ♭VII), obteniendo cuatro morfologías o especies distintas.

  • M|7M. Acorde mayor con la 7ª mayor. Se produce en los grados I, IV y ♭VII.
  • m|7m. Acorde menor con la 7ª menor. Se produce en los grados II, III y VI.
  • M|7m. Acorde mayor con la 7ª menor. Se produce en el V grado.
  • dis|7m. Acorde disminuido con la 7ª menor. Se produce en el VII grado.

En el modo menor, y dada la inestabilidad de los grados 6º y 7º de la escala (que son mayores en la variante melódica ascendente y menores en la descendente), obtenemos una gama de acordes más amplia que incorporan una especie más: el acorde de séptima disminuida.

  • M|7M. Acorde mayor con la 7ª mayor. Se produce en los grados ♭II, III y VI.
  • m|7m. Acorde menor con la 7ª menor. Se produce en los grados I, IV y Vm.
  • M|7m. Acorde mayor con la 7ª menor. Se produce en el V y en el ♭VII grado.
  • dis|7m. Acorde disminuido con la 7ª menor. Se produce en el II grado.
  • dis|7dis. Acorde disminuido con la 7ª disminuida. Se produce en el VII grado.

Cifrado de los acordes de séptima

En las unidades 10 y 12 del primer curso de Armonía estudiamos los usos principales del acorde de séptima de dominante (M|7m) como V y como V/X (secundario), y conocimos el cifrado de cada una de sus inversiones.

En este segundo curso aprenderemos a usar los acordes de séptima restantes. En la Armonía clásica, el cifrado de cualquier acorde de séptima que no tenga función de V o de VII grado es idéntico para todas las especies (sea ésta M|7M, m|7m o cualquier otra). El cifrado genérico de los acordes de séptima es el siguiente:

  1. 7 para el estado fundamental.
  2. 65 para la primera inversión.
  3. 43 para la segunda inversión.
  4. 2 para la tercera inversión.

El cifrado de los acordes de séptima con función de VII grado lo veremos en una unidad posterior.

Además, en esta unidad trataremos únicamente los acordes de séptima en estado fundamental y primera inversión, posponiendo el estudio de la segunda y tercera inversión para una unidad posterior.

Enlace de los acordes de séptima

Los acordes de séptima (y no los de tríada) constituyen la materia prima armónica tanto del jazz como de algunos otros estilos musicales modernos influenciados por el jazz. En estos estilos los acordes de séptima constituyen la base del lenguaje y no se consideran disonantes, y debido a ello las reglas de preparación y/o resolución de la séptima son mucho más laxas.

Sin embargo, en la armonía clásica la séptima del acorde se considera una disonancia, y debido a ello, su empleo se rige por una serie de reglas que afectan a la preparación y resolución de la disonancia:

  • Preparación. La séptima del acorde debe estar presente en el acorde anterior y mantenerse inmóvil en la misma voz.
  • Resolución. La séptima del acorde debe descender por grado en el acorde siguiente.

La preparación de la séptima se suele realizar de forma muy estricta en los acordes de séptima diatónicos. En algún caso es posible introducir la séptima por movimiento conjunto (nunca por salto), como vemos en el segundo ejemplo.

La resolución de la séptima se suele realizar de forma muy estricta en todos los acordes se séptima, sean diatónicos o con función de dominante. De no resolverse, lo más común es mantenerla, como ocurre en el tercer ejemplo.

Por otro lado, es viable la omisión de la quinta del acorde y la duplicación de la fundamental al igual que hacemos con el acorde de séptima de dominante.

Debe recordarse que en el acorde de séptima de dominante la preparación de la séptima es menos rigurosa y tienen cabida tanto la introducción de la séptima por grado conjunto (ejemplos 1 y 2) como la introducción por salto (ejemplo 3) si ello permite obtener una melodía más satisfactoria. El salto descendente (ejemplo 4) es la opción más heterodoxa entre las anteriores.

Empleo de los acordes de séptima diatónicos en estado fundamental y 1ª inversión

Los acordes de séptima diatónicos se emplean con total libertad en la música clásica siempre que se respete la preparación y resolución de la séptima. Ahora bien, el empleo más frecuente de estos acordes obedece a los dos siguientes patrones:

II7 y IV7 cadenciales

El II7 constituye el acorde de séptima más empleado en la literatura clásica, hasta el punto de superar en frecuencia de uso al acorde de séptima de dominante (V7) durante el Renacimiento y buena parte del Barroco. Su empleo más frecuente no corresponde, sin embargo, al estado fundamental, sino a la primera inversión (II65). Este acorde fue conocido durante el Barroco como acorde con sexta añadida. Estos acordes permiten la preparación del retardo de cuarta en el V grado y son muy efectivos en las cadencias.

El IV7 no ha gozado de la misma celebridad que el II7 pero aún así se trata de un acorde bien documentado en la literatura Barroca, sobre todo en el modo menor. En el modo mayor, el IV7 es un acorde con la séptima mayor, lo cual le confiere una personalidad especial. Al enlazarlo con el V debe cuidarse que la séptima del acorde no esté situada por encima de la 3ª, pues se producirían quintas paralelas. Finalmente, cabe señalar que este acorde también permite la preparación del retardo de cuarta sobre el V grado.

El  II7 grado del modo menor es un acorde con quinta disminuida. La quinta disminuida del II7 grado es responsable de que las quintas paralelas que se producirían al enlazarlo con el I grado se consideren no defectuosas.
No conviene omitir en este caso la quinta del acorde pues constituye una de sus principales características.

Series de séptimas

El otro empleo de los acordes de séptima diatónicos más extendido son las series de séptimas. Las series de séptimas son progresiones formadas por acordes de séptima en círculo de quintas descendentes. Es posible comprobar que la preparación y resolución de la séptima resulta enormemente natural y sencilla en este tipo de progresiones, mientras se alterne las disposiciones abierta y cerrada (o viceversa) de los acordes.

Ejercicios

Descarga la HOJA DE EJERCICIOS correspondiente a esta unidad.

8 pensamientos en “Unidad 1 – Acordes de séptima diatónicos

  1. frutz

    Una pregunta , en que años del conservatorio se ven todas estas unidades de armonía 1 y 2 ?
    son todas las unidades de armonía que se veen en la carrera de interprete? un saludo! y muchas gracias por el aporte! excelente! :)

    Responder
    1. bustena Autor

      En principio, Armonía 1 en el 1er curso y Armonía 2 en el 2º (eso en España). Pero podría variar de un centro a otro.

      Responder
    1. bustena Autor

      No sin imágenes, sino partituras incrustadas en html5. Si no salen, puede ser culpa del navegador, de la velocidad de conexión a Internet (demasiado baja) o incluso del dispositivo (móvil antiguo). ¿Has podido ver las partituras después de haber probado de otra forma?

      Gracias.

      Responder
      1. Cris

        Muchas gracias por responder, pensé que era por el iPad, pero he probado también en un ordenador, solo puedo ver los Enlaces, pero en el tema de morfología de los acordes de 7a y los cifrados me aparece en el link “We cannot complete this request, remote data was invalid”.

  2. Astromantis

    Los acordes de 7ma de sensible (semidisminuida), 7 de 3 especie (IIº del modo menor, también semidisminuida), y 7 disminuida tienen un cifrado especial, al igual que el de 7ma de dominante. Véase Tratado de Armonía II, Joaquín Zamacois.

    Responder

¿Qué te ha parecido?